Cómo evitar lesiones en la nieve

Desde hace unos años, cada vez se quien más niños. Esto lo sabemos no sólo por los datos que ofrecen las estaciones de esquí, los hospitales también han notado un aumento de las lesiones causadas por una práctica inadecuada de este deporte. Hay que recordar que es una actividad de riesgo y que, por tanto, requiere una cierta preparación, tanto física como técnica.

¿Qué lesiones se producen en la nieve?

prevenir lesiones en la nieve

Las lesiones más frecuentes son la rotura de los ligamentos cruzados, la de los ligamentos laterales y la de menisco. Para curar el menisco, ha sido necesario adaptar la técnica quirúrgica a las condiciones específicas de los niños, ya que antes era una fractura muy poco habitual entre los más pequeños. La causa más habitual de estas lesiones es lo que se llama “rotación sobre la pierna”, que ocurre cuando el esquí se queda clavado en la nieve y el cuerpo sigue el movimiento.

Lo más sorprendente es que un 80% de estos accidentes se puede evitar. Por ello, se recomienda entrenar un mes y medio antes de ir a la nieve. La preparación debe incluir ejercicios aeróbicos -natació, bicicleta y potenciación de la resistencia muscular específicamente y anaeróbicos -bastante muscular específica, saltos, escalones, zigzag, etc. Dicho esto, hay que hacer hincapié también en que los expertos recomiendan el esquí como una de las mejores actividades para mejorar la psicomotricidad.